Cerrar

x
Menú
Facebook Facebook
Buscar
Ayuda
La tiranía del mercado y un Estado que abandonó a los consumidores
Ir

La tiranía del mercado y un Estado que abandonó a los consumidores

Recibe nuestro resumen semanal en tu correo
La Diaco no puede hacer nada con las denuncias contra bancos, porque en el artículo 2 de La Ley de Protección al Consumidor y Usuario, aprobada en 2003, lo impide.
De los libros de quejas no guardan registros. La Diaco escasamente inspecciona los negocios que tienen uno, y cuando lo hacen no le dan seguimiento a los reclamos ni corroboran que el cliente haya recibido la respuesta que aparece anotada por el proveedor. En 2016 fueron supervisados 18,135 comercios, el 12% de los 144,034 que tienen un libro autorizado.
redes sidebar
Tipo de Nota: 
Información

Read time: 19 mins

En Guatemala abundan las prácticas comerciales engañosas. Hay empresas que abusan sin pudor de sus clientes y que los estafan ante la mirada permisiva de un Estado que incumple con su obligación constitucional de proteger a los consumidores. La Diaco obliga a las empresas a tener libros de quejas, pero luego no se ocupa de revisarlos ni siquiera de archivarlos. Los bancos y las telefónicas tienen leyes propias que los vuelven intocables.

Detrás de la pomposa publicidad que ofrece líneas de crédito inmediatas, vacaciones de ensueño, jugosos descuentos, los mejores planes de internet y hasta maravillosos cambios corporales con poco esfuerzo, hay toda una estrategia de negocios diseñada para captar clientes a través del engaño. ¿Quién no ha caído en esas tentaciones? Las víctimas de este mercado son diversas, desde el precavido hasta el incauto, porque aquí nadie está a salvo.

A pesar de que en Guatemala existe una Ley d...

Autor
Infografía
Edición
Autor
a
Infografía
u
Edición
a