Cerrar

x
Menú
Facebook Facebook
Buscar
Ayuda
Política exterior rastrera y corrupta
Ir

Política exterior rastrera y corrupta

Recibe nuestro resumen semanal en tu correo
redes sidebar
Tipo de Nota: 
Opinión
15 05 18

Read time: 3 mins

La política exterior de Jimmy Morales es rastrera y servil a la agenda de otros. Sigue criterios religiosos fundamentalistas y defiende la corrupción y la impunidad.

Una diplomacia con un mínimo de tino, experiencia e información asumiría como trivial que la ubicación de una embajada no es un asunto religioso. No requeriría esfuerzo alguno entender que la ubicación de la embajada guatemalteca en Israel no tiene nada qué ver con el rol de Jerusalén en toda la doctrina y retórica religiosa, en especial la de corte cristiana neopentecostal. Sin embargo, sorprende y preocupa que haya quienes sostengan y defiendan que mover la embajada de Tel Aviv a Jerusalén ...

Para Israel es en realidad una inversión mínima comparada con los réditos que obtendrá al lograr que el Gobierno de un país como Guatemala demuestre falta de decencia y de escrúpulo diplomático.
Autor

NOTA:
Las opiniones expresadas en este artículo sonresponsabilidad exclusiva del autor. Plaza Pública ofrece este espacio como una contribución al debate inteligente y sosegado de los asuntos que nos afectan como sociedad. La publicación de un artículo no supone que el medio valide una argumentación o una opinión como cierta, ni que ratifique sus premisas de partida, las teorías en las que se apoya, o la verdad de las conclusiones. De acuerdo con la intención de favorecer el debate y el entendimiento de nuestra sociedad, ningún artículo que satisfaga esas especificaciones será descartado por su contenido ideológico. Plaza Pública no acepta columnas que hagan apología de la violencia o discriminen por motivos de raza, sexo o religión
Autor
a
a