Cerrar

Ir

Maldito coronavirus

Comparó su vida con una carrera, con una loca carrera de aceleración, que en segundos se difumina. Y entonces se percató de la deslucida realidad de su irrealidad.
Tipo de Nota: 
Opinión

Maldito coronavirus

08 de Mayo de 2020

Redes-lateral

Centenares de emociones recorrían su cuerpo cada mañana. Solo con verlo se le aceleraba el pulso a mil por hora.

Y como la casa de sus padres quedaba al inicio de una cuesta, se escondía para observar cómo lo contemplaban. Y desde la ventana de la sala, tras las cortinas, escuchaba gozoso los comentarios de niños y jovencitos deslumbrados que pasaban frente a su puerta. Era como un trofeo colectivo para aquel barrio de clase media baja, más baja que media. Nadie pasaba sin soltar alguna expresión admirativa, y él gozaba al observar los rostros infantiles de embeleso, casi seducidos, hechizados, encantad...

Autor



Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad exclusiva del autor. Plaza Pública ofrece este espacio como una contribución al debate inteligente y sosegado de los asuntos que nos afectan como sociedad. La publicación de un artículo no supone que el medio valide una argumentación o una opinión como cierta, ni que ratifique sus premisas de partida, las teorías en las que se apoya, o la verdad de las conclusiones. De acuerdo con la intención de favorecer el debate y el entendimiento de nuestra sociedad, ningún artículo que satisfaga esas especificaciones será descartado por su contenido ideológico. Plaza Pública no acepta columnas que hagan apología de la violencia o discriminen por motivos de raza, sexo o religión

 

 

 

 

Ver Comentarios

 

 

 

 

Autor
a
a