Cerrar

x
Menú
Facebook Facebook
Buscar
Ayuda
Los primeros retornados de un éxodo quebradizo
Ir
Gustavo Chávez, 24, llora en el bus, de retorno a Tegucigalpa. En el paso fronterizo guatemalteco, deja a su hermano y sobrina de 4 años

Los primeros retornados de un éxodo quebradizo

Recibe nuestro resumen semanal en tu correo
redes sidebar
Tipo de Nota: 
Información

Read time: 9 mins

México movió bien sus piezas y apostó por debilitar a la caravana hondureña a través del silencio. Horas y horas de silencio. Las y los migrantes, oficialmente, llegaron a la frontera mexicana el 19 de octubre, al medio día. Pero las puertas no se han abierto. Y veinticuatro horas después, muchos, desesperados ya, abordaban buses de vuelta a Honduras. El éxodo empieza a resquebrajarse.

En la madrugada del 20 de octubre varios buses se estacionaron cerca del parque de Ciudad Hidalgo. Iban vacíos. Todo era silencio. Para la mañana, uno de esos buses ronroneaba, listo para salir. Ahora lleno de migrantes que ya habían tenido suficiente, que iban de vuelta a Honduras.

“Ya me cansé”, dijo Byron Espina, de 17 años, a través de una de las ventanas del bus. “Quiero aprovechar porque este puede ser el único chance que tenemos de devolvernos a Ho...

Autor
Edición
Autor
au
Edición
a